Otro cordal con los controles de volumen y tono integrados

Ya he hecho cordales similares otras veces, pero este último incorpora un circuito de “treble bleed” para que el timbre de la guitarra no pierda cuerpo a volúmenes bajos. Y, como el espacio bajo el cordal es muy limitado, he procurado hacerlo lo más pequeño y delgado posible. He usado componentes SMD, colocándolos pacientemente uno a uno sobre la pequeña placa de circuito impreso de 0.8 mm de grosor. El resultado es fantástico en todos los sentidos.